La vacuna contra el Alzheimer ya está lista para probarse en humanos

Sólo en España, el número de afectados supera los 700.000 enfermos, cifra que, según los expertos, se duplicará en el año 2020.

¿Qué es el Alzheimer?

“La enfermedad de Alzheimer es una enfermedad irreversible y progresiva del cerebro que lentamente destruye la memoria y las aptitudes del pensamiento, y con el tiempo, hasta la capacidad de llevar a cabo las tareas más simples”.

406px-Alois_Alzheimer_001--478x270La enfermedad toma su nombre del Dr. Alois Alzheimer. En 1906, el Dr. Alzheimer notó cambios en los tejidos del cerebro de una mujer que había muerto de una rara enfermedad mental. Sus síntomas incluían pérdida de la memoria, problemas de lenguaje y comportamiento impredecible.

Cuando la mujer murió, el Dr. Alzheimer examinó su cerebro y descubrió varias masas anormales (actualmente llamadas placas amiloideas) y bultos retorcidos de fibras (actualmente llamados ovillos o nudos neurofibrilares).
Las placas y los ovillos en el cerebro son dos de las características principales de esta enfermedad. La tercera característica es la pérdida de las conexiones entre las células nerviosas (las neuronas) y el cerebro.

La enfermedad pasa por varias etapas:

Alzheimer leve: A medida que la enfermedad va MildADavanzando, la pérdida de la memoria continúa y surgen cambios en otras capacidades cognitivas. Pueden surgir problemas como: perderse, tener dificultad para manejar el dinero a la hora de pagar, tardar más tiempo en realizar las tareas cotidianas, repetir preguntas, cambios en el estado de ánimo… El diagnóstico suele hacerse durante esta etapa.

ModerateAD

Alzheimer moderado: En esta etapa, el daño ocurre en las áreas del cerebro que controlan el lenguaje, el razonamiento, el procesamiento sensorial y el pensamiento consciente. La pérdida de la memoria y la confusión aumentan, y las personas empiezan a tener problemas para reconocer a familiares y amigos. Tal vez no puedan aprender cosas nuevas, llevar a cabo tareas que incluyen múltiples pasos (tales como vestirse) o hacer frente a situaciones nuevas. Es posible que tengan alucinaciones, delirio y paranoia, y quizás se comporten impulsivamente.

Alzheimer severo: en la etapa final, las placas y ovillos ya se SevereADhan extendido por todo el cerebro y los tejidos del cerebro se han encogido considerablemente. Las personas afectadas no pueden comunicarse y dependen completamente de otros para su cuidado. El cuerpo poco a poco va dejando de funcionar.

¿Cómo se diagnostica la enfermedad de Alzheimer?

El Alzheimer se puede diagnosticar de manera definitiva únicamente después de ocurrida la muerte, se hace vinculando la trayectoria clínica de la enfermedad con un examen de los tejidos cerebrales y una patología durante una autopsia. Pero los médicos ahora tienen varios métodos y herramientas que les ayudan a determinar con bastante precisión si una persona que está teniendo problemas de la memoria. Para diagnosticar la enfermedad de Alzheimer, los médicos hacen lo siguiente:

  1. Preguntan sobre la salud general de la persona, sus problemas médicos previos y su capacidad para realizar actividades diarias, y sobre cambios en el comportamiento y en la personalidad.
  2. Realizan pruebas relacionadas a la memoria, a la capacidad de resolver problemas, prestar atención y contar, y a las habilidades de lenguaje.
  3. Llevan a cabo pruebas médicas, tales como pruebas de sangre, orina y fluido espinal.
  4. Efectúan gammagrafías del cerebro, es una prueba diagnóstica que se basa en la imagen que producen las radiaciones generadas tras la inyección o inhalación en el organismo de sustancias que están marcados por un isótopo radiactivo. La emisión radiactiva es captada por un aparato detector llamado gammacámara el cual procesa los datos recibidos que posteriormente y mediante tratamiento informático servirán para formar una imagen tridimensional.

Estas pruebas pueden ser repetidas para darles a los médicos información sobre cómo la memoria de la persona está cambiando a través del tiempo.

LA NUEVA VACUNA

 Científicos españoles han descubierto una vacuna capaz de frenar la enfermedad. Su nombre es EB-101 y ha sido patentada en Estados Unidos.

Ya se ha demostrado su eficacia en ratones transgénicos y está lista para probarse en humanos. En el caso de que el resultado sea positivo, empezaría a fabricarse en Estados Unidos, de aquí a ocho años.

En los experimentos con roedores, se ha demostrado, que la vacuna ha resultado efectiva como medida preventiva, para prevenir la aparición de la enfermedad en personas con antecedentes familiares, y como medida terapéutica, reduciendo los síntomas cuando la enfermedad ya se ha desarrollado.

Se trata de la primera vacuna contra el Alzheimer, y de resultar eficaz, supondría un gran avance para esta grave enfermedad degenerativa, de momento incurable. Podría duplicar la esperanza de vida de los enfermos y reducir los gastos económicos de los tratamientos.

Tal y como recoge la Cadena SER, el doctor Ramón Cacabelos, responsable de este proyecto pionero y director del Centro de Investigación Biomédica EuroEspes de A Coruña, explica, que “la vacuna ofrece una mayor eficacia y seguridad por ser la única con un proceso innovador diferente del resto, así lo han evidenciados los ensayos en ratones portadores de las principales mutaciones genéticas responsables de la enfermedad en seres humanos”.

 También investigadores de otros países, como Estados Unidos, China, Japón o Israel se encuentran desarrollando sus propios proyectos dentro de este campo.

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *